Hoy me han puesto el ONO. Os puedo asegurar que eso significará más actualizaciones de este blog. Basta de tener que visitar al pingüino gigante

1 comentario:

juliA dijo...

anda no! claro que se quien eres chaval! como olvidar aquel campamento en el que escribias poemas a tus monitoras compañeras...que sepas que aun guardo la portada dela revista aquella con la foto de un viejuno que parecia papuchi! jajajajaja

un besoo